Filmotech.com utiliza cookies de terceros para mejorar la experiencia de navegación del usuario y gestionar información analítica sobre los distintos espacios que la componen. Continuar con la navegación indica que está de acuerdo con nuestra política de cookies. aceptar  
Filmotech.com - Revista de Cine - ReportajesCómic y cine. Del quiosco a la pantalla grande en el séptimo arte iberoamericano.
Cerrar
Recordar Contraseña
Si has olvidado tu contraseña, por favor, introduce tu nombre de usuario y pulsa ENVIAR. filmotech.com te remitirá un correo para recordarte tu contraseña.

E-mail
Código de seguridad
Código de seguridad

Conforme al artículo 5 de la Ley Orgánica 15/1999, de 13 de diciembre, de Protección de Datos de Carácter Personal, le informamos de que los datos que usted ha facilitado serán incorporados a los ficheros titularidad de EGEDA.

La finalidad de dicha incorporación y tratamiento es la adecuada gestión de su solicitud en relación con los servicios ofrecidos. De acuerdo con el artículo 26 de la Ley 15/1999, los ficheros de EGEDA, se encuentran debidamente inscritos en el Registro General de Protección de Datos, de la Agencia de Protección de datos.

Le informamos igualmente de su derecho legal de ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición en los términos que se establecen en la Ley antes citada. Para ello, o para informarnos de la no concesión o de la revocación de su consentimiento para la incorporación de sus datos, puede dirigirse a:

EGEDA
C/ Luis Buñuel, Nº 2, 3ª Planta. Ciudad de la Imagen. Edificio EGEDA.
28223 Pozuelo de Alarcón. Madrid. España.
Tlf.: (+34) 902 566 776 Fax: (+34) 91 512 16 18/19.

Para poder darte de baja como usuario registrado de filmotech.com, envía un correo electrónico a lopd@filmotech.com comunicándonoslo.

Cerrar
Atención

¡Atención!


Es obligatorio introducir un correo electrónico válido en el campo 'Usuario'.
Cerrar
Atención

¡Atención!


Es obligatorio introducir algún valor, con un mínimo de seis caracteres, en el campo 'Contraseña'.
Cerrar
¡Atención!

¡Atención!


Cerrar
Accede a fimotech.com
Identifícate como usuario

Usuario (email)
Contraseña


acceder
Regístrate

E-Mail (Usuario) *
Contraseña *
Repetir contraseña *
Código de seguridad *





Sí, deseo recibir newsletters de filmotech.com
Deseo recibir avisos cuando haya novedades
He leído y acepto la política de privacidad

* Campos obligatorios

De acuerdo con lo establecido en la vigente Ley Orgánica de Protección de Datos, usted puede consultar las condiciones de privacidad aquí.
regístrate
Conéctate con facebook
buscar
Acceder
 
Regístrate
Cerrar
Atención

¡Atención!


Es obligatorio introducir un correo electrónico válido en el campo 'Usuario'.
Cerrar
Atención

¡Atención!


Es obligatorio introducir algún valor, con un mínimo de seis caracteres, en el campo 'Contraseña'.
facebook twitter youtube rss
Inicio
Catálogo
Revista de cine
¿Cómo funciona?
Tarifa plana
 

Cómic y cine. Del quiosco a la pantalla grande en el séptimo arte iberoamericano.

Mortadelo y Filemón, Zipy y Zape y El Coyote, que en un primer momento fue un personaje de novela, han sido los cómics en español que más versiones cinematográficas han tenido.

filmotech.com. 02/12/2014 14:43:20. Temáticos

Fueron creados para permanecer eternamente encerrados en el interior de las viñetas de los tebeos. Pero un buen número de creaciones de dibujantes han cobrado vida y se han escapado de sus casillas; no sólo en la imaginación de sus lectores, sino también por arte de la magia del cine. Las historietas de El Coyote, El Capitán Trueno o Mortadelo y Filemón, que han marcado a distintas generaciones, han tenido su versión cinematográfica. La primera adaptación al celuloide fue El Coyote (1955), una producción hispano-mexicana dirigida por Joaquín Luis Romero Marchent.

Las alfombras rojas han sido extendidas en honor de héroes y antihéroes de lápiz, papel y tinta en infinidad de estrenos en las salas de cine. El cómic y el cine nacieron casi a la par, en los estertores del S.XIX. Desde entonces han compartido características de sus lenguajes visuales y narrativos, y se han influido mutuamente. También, el éxito masivo de personajes de tebeo ha propiciado la plasmación de sus aventuras o desventuras en bobinas de celuloide. Incluso, algún dibujante se ha atrevido a ponerse detrás de la cámara, como son los casos del norteamericano Frank Miller.

Pero 50 años antes de que se produjera el debut de Miller en el séptimo arte, El Coyote a lomos de su caballo ya mostró sus andanzas en la oscuridad de las salas de cine. Este héroe creado por el novelista José Mallorquí Figuerola, comenzó su andadura en 1943 con un libro que inició una extensa colección de títulos. Debido al éxito, tuvo su versión en cómic cuatro años después.

El personaje principal es César Echagüe, que tras un antifaz, defiende a la comunidad hispana de California del ejército “yankee”, que ambicionan sus minas de oro, tras la incorporación de esta región a los Estados Unidos. La obra de Mallorquí tuvo una difusión a través de una serie compuesta de 189 cómics, sólo en su primera época.

No tan prolífica pero con un número considerable de producciones, fueron sus adaptaciones cinematográficas. La primera de ellas data de 1955, se titulaba El Coyote, y estaba dirigida por Joaquín Luis Romero Marchent. Al justiciero hispano le daba vida el actor, productor y director mexicano Abel Salazar. En el reparto también figuraba Rafael Bardem, padre de Pilar Bardem, y por consiguiente, abuelo de Carlos y Javier Bardem.

El guión estaba firmado por el inefable Jesús Franco, que también repitió en estas labores en la continuación, La justicia del Coyote (1956). Las aventuras de César Echagüe siguieron en tres producciones más, una de ellas para televisión, y entre las que destaca el intento del cineasta Mario Camus de actualizar la figura del paladín californiano en 1997.

La vuelta del Coyote (1997) estaba protagonizada por José Coronado y fue rodada en las míticas localizaciones del desierto de Tabernas, en Almería. La historia se sitúa diez años después de que un misterioso enmascarado eliminara a un soldado “yankee”, que había tenido un enfrentamiento con un lugareño.

Tras el suceso, la leyenda de este justiciero se engrandeció, pero las hazañas que vinieron después se fueron espaciando cada vez más en el tiempo, hasta que no se dieron más. Desde ese momento, la comunidad hispana de California soñó con el regreso del héroe que les liberaría de la opresión del ejército “yankee”.

Siguiendo con cómics de aventuras, dos personajes que dirimieron sus duelos en los kioscos españoles, por ser los ídolos de los niños en la década de los 60, casi llegan a enfrentarse también en las carteleras. Podría haber sido el combate del siglo, o más bien de la Edad Media: El guerrero del antifaz contra El Capitán Trueno.

En 2010, se estrenó El caballero del antifaz (2010), basada en la obra del dibujante y guionista, Manuel Gago, de la que se publicaron más de 600 títulos en su edición original. La versión cinematográfica contó con un presupuesto muy ajustado, que se suplió con un guión aderezado con dosis de ironía, y al que no le faltaban batallas y persecuciones a caballo.La historia narra la lucha de un caballero, llena de contratiempos, por el amor de una princesa. El héroe está acusado de traición y cae prisionero al intentar rescatar a su amada, capturada tras una incursión del ejército árabe.

Contratiempos pero en esta ocasión reales, acompañaron desde su inicio a la casi epopeya de trasladar al séptimo arte las gestas del Capitán Trueno. La odisea comenzó en el año 2000, cuando la productora Filmax confió en el director Juanma Bajo Ulloa para realizar este proyecto y escribir el guión. Tras unos importantes recortes en el presupuesto, el cineasta alavés decidió abandonar la empresa.

En los años posteriores, este largometraje pasó por las manos de Alejandro Toledo y Daniel Calparsoro, y las labores de producción fueron asumidas por Maltés Producciones y Sorolla Films. También hubo baile de nombres en la pareja protagonista. En un principio, Álex González y Elsa Pataky iban a dar vida al caballero español y a su amada Sigrid. Sin embargo, al inicio del rodaje de la película El Capitán Trueno y el Santo Grial (2011), en el equipo definitivo figuraba Antonio Hernández en la dirección, y Sergio Peris - Mencheta y Natasha Yarovenko encabezaban el reparto.

El guión que finalmente se trasladó a la gran pantalla situaba al héroe hispano en la toma de una fortaleza árabe, en la que un anciano en su agonía, le encomendaba al Capitán Trueno que recuperara un valioso cáliz.

Sin tantas vicisitudes, han llegado a las carteleras las versiones cinematográficas de las obras de algunos miembros de la “Escuela Bruguera”. Este término, acuñado por el escritor Terenci Moix, agrupaba a los dibujantes que publicaron sus tebeos en la Editorial Bruguera a partir de la post guerra española. Entre estos autores se encontraban Francisco Ibáñez Talavera “Ibáñez”, Josep Escobar Valiente “Escobar”, Manuel Vázquez Gallego “Vázquez” y Juan López Fernández “Jan”.

Las desastrosas misiones de los agentes secretos de la T. I. A. Mortadelo y Filemón, creados por "Ibáñez", han sido llevadas al cine en numerosas ocasiones. En la década de los 70, una serie de cortometrajes de animación fue agrupada en dos filmes titulados Festival de Mortadelo y Filemón y Segundo Festival de Mortadelo y Filemón. El tercer largometraje, también de animación, llevó por título El armario del tiempo.

Más de tres décadas tardó en cumplirse el ansiado sueño de verles reencarnados en actores de carne y hueso. Fue en 2003, con La gran Aventura de Mortadelo y Filemón, dirigida por Javier Fesser, y protagonizada por Pepe Viyuela y Benito Pocino. El film fue un gran éxito de público, congregando a más de 4.800.000 de espectadores en las salas de cine españolas.

Tras ésta llegó Mortadelo y Filemón. Misión: Salvar la Tierra (2008). Miguel Bardem fue el encargado de realizar las tareas de dirección y Eduard Soto tomó el relevo de Benito Pocino en el papel de Mortadelo. Pepe Viyuela se mantuvo caracterizando a Filemón. No recaudó tanto como su antecesora, pero alcanzó la nada desdeñable cantidad de 2.800.000 euros.

Javier Fesser retomó las peripecias de los agentes de la T. I. A. con el largometraje de animación en 3-D, Mortadelo y Filemón contra Jimmy “El Cachondo”. Para poner voz al dúo protagonista contó con Karra Elejalde en el papel de Mortadelo, y de Janfri Topera, que interpretó al Profesor Bacterio en el primer título de Fesser, para hacer lo propio con Filemón.

Igual de catastróficas que las andanzas de Mortadelo y Filemón, son las travesuras de los gemelos Zipi y Zape, concebidos por "Escobar". A pesar de los esfuerzos de sus padres, Don Pantuflo y Doña Jaimita, por corregir su comportamiento, no hay manera de que terminen de cometer diabluras.

En tres ocasiones, se ha podido disfrutar en pantalla grande de las chiquilladas de Zipi y Zape. El primer largometraje fue Las aventuras de Zipi y Zape (1982), dirigido por Enrique Guevara. Este cineasta chileno, que filmó un buen número de películas de la época del “destape”, finalizó su breve trayectoria como director de cine con este título dedicado a los personajes de "Escobar".

Pasados 10 años llegó Zipi y Zape y el club de la canica (2012), segundo largometraje de Oskar Santos con el que obtuvo un galardón en el Festival de Seatle. La acción se situaba en un colegio al que son llevados los hermanos durante un verano como castigo por sus fechorías. Su éxito, segunda película española más taquillera de 2013 con más de 5 millones de euros de recaudación, aseguró una nueva entrega, Zipi y Zape en la isla del capitán (2016), también dirigida por Santos.

Zipi y Zape también tuvieron una serie de animación producida por BRB Internacional, responsables de obras imprescindibles de la animación española como Dartacan y los Tres Mosqueperros (1981), La Vuelta al Mundo de Willy Fog (1983) o David, el Gnomo (1985).

Al único miembro de la “Escuela Bruguera” al que han dedicado un largometraje fue a Manuel Vázquez Gallego “Vázquez”. De la imaginación de este historietista salieron los tebeos de Las hermanas Gilda, La familia Cebolleta o Anacleto, agente secreto. De este último hubo versión cinematográfica en 2015, protagonizada por Imanol Arias bajo las órdenes de Javier Ruiz Caldera. El cineasta catalán también ha sido el encargado de convertir en fotogramas a Superlópez, encarnado por Dani Rovira.

Ya en el ámbito del cómic dirigido a un público adulto, la irreverencia de la revista El Jueves ha invadido los cines en tres ocasiones con Makinavaja, el último choriso (1992), Semos peligrosos (useasé Makinavaja 2) (1993) e Historias de la puta mili (1994).

Todos ellos son comics que llevan la firma de Ramón Tosas "Ivá". Y en su adaptación cinematográfica contó con Carlos Suárez para dirigir los films dedicados a Makinavaja, y con Manuel Esteban para hacer lo propio en Historias de la puta mili.

Andrés Pajares y Jesús Bonilla se metieron en la piel de Makinavaja y de su compañero de robos, Popeye; y Juan Echanove encarnó al Sargento Arensivia, personaje estrella de estas viñetas dedicadas al servicio militar.

Del mismo tono irreverente que se estila en las páginas de El Jueves, hace gala Lisistrata. Esta novela gráfica del autor Ralf König está basada en una obra de teatro de la Grecia Clásica de Aristófanes. En la versión cinematográfica, Maribel Verdú interpretaba a Lisistrata, una mujer que lidera una huelga de sexo para que los hombres abandonen la guerra entre Atenas y Esparta.

Alejado de este tono transgresor y asentado en captar con su trazo la cotidianidad se encuentra Paco Roca. Su novela gráfica Arrugas, tuvo su versión cinematográfica en 2012 con el mismo título, al igual que las tiras cómicas que publicaba en el diario Las Provincias tituladas Memorias de un hombre en pijama. Estas últimas llegarán a la pantalla grande el 4 de enero de 2019.

Para finalizar, dos seres infernales venidos del averno del cómic, Faust y Hellboy fueron invocados para que aparecieran en la gran pantalla, por obra de la productora española Fantastic Factory, en el primer caso y por Guillermo del Toro en el segundo.

Cine y cómic. Dos artes con historias paralelas y con una relación un tanto desigual. El segundo ha aportado más historias y personajes al primero. Son contados los casos en los que se haya producido el viaje inverso, del fotograma a la viñeta, como el de Chico y Rita (2011), que tuvo su adaptación al cómic. Aún así la relación entre ambos siempre ha sido muy cordial, casi como si fuesen hermanos.

Síguenos
facebooktwitteryoutuberss
 
Cultura en Positivo
ARIBSAN
Media Desk Spain
Newsletters Si quieres recibir nuestra newsletter semanal y estar informado de las novedades y noticias por favor a continuación indícanos tu email.
Newsletters Con la aceptación de las "Condiciones" y con el envío de mis datos personales, otorgo mi consentimiento para que sean tratados por FILMOTECH para el envío de información.
 He leído y acepto las Condiciones.

© EGEDA 2005 - Todos los derechos reservados
Luis Buñuel, 2-3ª Edificio EGEDA - Ciudad de la Imagen - 28223 Pozuelo de Alarcón - MADRID